El drama que vive Eros Ramazotti por las amenazas a su hija

image_pdfimage_print

La hija del popular cantante recibió amenazas y hace un año que vive las 24 horas custodiada. La amenazaron con tirarle ácido en la cara si su padre no pagaba una suma millonaria en dólares.

La popularidad y el reconocimiento a nivel mundial de Eros Ramazzotti no son una novedad. Sin embargo esa popularidad le trajo un dolor de cabeza al cantante ya que desde hace un año está pasando por el peor momento de su vida. Es que quien hoy no tiene paz es su hija y eso lo tiene muy mal.

Aurora Sophie Ramazzotti es la hija mayor del cantante, tiene 21 años, y el intérprete la tuvo junto a la modelo y presentadora suiza Michelle Hunziker. La joven quiso ocupar un lugar en los medios pero le tocó pasar por la parte más dura y que por estos días está tan presente en todo el mundo: el acoso, las extorsiones y las amenazas anónimas.

La joven le contó al padre de este problema y es por eso que lleva un año con custodia permanente y sin poder hacer su vida de manera normal. No puede separarse de su guardaespaldas ni para ir al baño.

El aterrador motivo lo detalló recientemente ella en una entrevista al diario Il Corriere della Sera. Según sus dichos todo se dio por un correo electrónico anónimo que recibió su madre y en el que desconocidos la amenazan con arrojar ácido en su rostro si no se les entrega determinada cantidad de dinero en un plazo establecido. Desde entonces, Aurora vive pegada a la sombra de un fornido custodio.

“Estaba yendo a la universidad y tuve una especie de ataque de pánico”, relató al medio italiano. “Mi primera reacción fue mirar a mi alrededor. Después fui corriendo a casa. Un instante antes era una persona libre y desde entonces ya no lo he sido”, dijo la joven.

En su momento ella y su madre hicieron la denuncia pero todo quedó en la nada y el propio Eros declaró: “He sufrido varias situaciones de acoso, pero cuando tocan a los hijos es diferente”. Es por eso que puso manos a la obra y contrató a un hombre que se mudó a la casa de ellas para estar las 24 horas. “Se llama Sergio y con el tiempo se ha convertido en íntimo amigo y en uno de sus grandes apoyos, junto a su novio Goffredo Cerza”, declaró Eros.

Por ahora solo fueron amenazas, aunque lo suficientemente graves como para tomar todos los recaudos. “Quiero y necesito volver a vivir en paz”, dijo Eros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *